La mejora del Hospital de Día del Hospital Joan XXIII permite hacer más tratamientos y más visitas

El Servicio de Medicina Interna cuenta con una unidad que, con los recursos del Hospital de Día, ha pasado de hacer 1.200 visitas el año a 2.070.

La ampliación y mejora de los espacios del Hospital de Día, ubicado en la tercera planta del Hospital Joan  XXIII de Tarragona, han tenido una repercusión evidente en la mejora de la atención a los pacientes. Esta mejora ha supuesto, por ejemplo, la ampliación de la cartera de servicios y la mejora en la eficiencia y la eficacia de la atención a los pacientes del Servicio de Medicina Interna del centro sanitario.

El Hospital de Día de Medicina Interna nació el año  2013 con el objetivo de mejorar la asistencia de pacientes crónicos complejos, disminuir las consultas a urgencias y los ingresos hospitalarios de pacientes que pueden ser atendidos en régimen ambulatorio. Esta unidad cuenta con un médico especialista en medicina interna, un MIR en rotación, y una enfermera especializada que también realiza funciones de gestión de casos.

La jefa de servicio de Medicina Interna, Teresa Auguet, explica que con las obras de mejora del Hospital de Día “contamos con una consulta propia para visitar e informar los pacientes, con total intimidad, y con más espacio a la nueva sala de tratamientos”. El nuevo Hospital de Día aporta una nueva sala de espera grande y cómodo, las consultas y despachos adecuados para dar una atención individual a cada paciente y dos áreas grandes (salas polivalentes) con butacas y camas para llevar a cabo los tratamientos adecuados. De hecho, esta área permite que determinados pacientes puedan estar en el Hospital Joan XXIII, sin necesidad de ingreso, mientras les realizan diferentes pruebas complementarias o se administra el tratamiento oportuno, explica la doctora Auguet. La unidad cuenta con una consulta totalmente equipada, 7 butacas y 3 camas en la sala polivalente donde se pueden administrar tratamientos o realizar exploraciones complementarias mínimamente invasivas

Además, estos espacios nuevos del Hospital de Día han favorecido la coordinación con la Unidad de Diagnóstico Rápido, que es una alternativa eficaz a la hospitalización convencional para efectuar evaluaciones diagnósticas rápidas de pacientes con síntomas potencialmente graves. La  especialista en medicina interna explica que “estos pacientes pueden ser derivados desde la atención primaria, el servicio de urgencias, la consulta de medicina interna, la hospitalización domiciliaria o la consulta otras especialidades”. Los objetivos de esta unidad son: mejorar la atención integral del paciente médico, disminuir los ingresos y las estancias inadecuadas, mejorar la satisfacción del paciente dando una atención continuada, ágil y sin demora, diagnosticar un problema de salud potencialmente grave en un máximo de tres semanas desde la primera visita, mejorar la efectividad y mejorar la satisfacción profesional.

Mejoras en el Hospital de Día

El año 2018 se finalizaron las obras de ampliación y modernización del Hospital de Día de Juan XXIII. La actuación que se hizo, ocupa una superficie de 473m2 y tiene como objetivo principal mejorar la atención y el confort de los pacientes, separando el área con pacientes hematoncològicos del área polivalente, donde además de Medicina Interna, se atienden pacientes de otros servicios como Endocrinología, Neurología, Digestivo, Al·lergologia, Neumología, Reumatologia….

Con esta ampliación se creó una nueva sala de espera de 130m2, con nuevos baños para los usuarios, se amplió también con 9 consultas y se construyó la nueva área o sala polivalente, de 110m2, con capacidad de  hasta 15 puntos de atención, con butacas y camas. La inversión realizada fue de unos 400.000 €, teniendo en cuenta la obra civil y la equipación.